Menú

Tag Archive: aire libre

  1. Recarga tus energías para lo que queda de año con estos 2 panoramas.

    Leave a Comment

    Porque tomar un descanso siempre es beneficioso para reconectar con nosotr@s mism@s, poner los pies en la tierra, disfrutar y retomar nuestros deberes con todo. Noviembre es uno de los meses idóneos para eso. ¡Atención a estos 2 panoramas!

     

     

    Fin de semana en plena naturaleza: dicen que cuando nos desconectamos de la ciudad y nos entregamos a la naturaleza, volvemos a ser nosotr@s mism@s, por eso creemos que un lugar lleno de naturaleza imponente es lo que necesitas para recargarte. Como sugerencia lleva a tus personas favoritas y tu espumante Viñamar predilecto, y si tus favoritos son más de uno, te recomendamos inclinarte por Brut Nature, que con su color dorado y siendo el más seco de nuestros espumantes, complementará todos esos sabores refrescantes de la temporada, además… ¡te enamorará con tan solo sentir su aroma! Y si no se te ocurren ideas para escaparte, te recomendamos muchísimo el Monumento Natural El Morado y darte un baño termal en ese paradisíaco lugar.

     

    Picnic en Casa Valle: ¿eres capaz de resistir las palabras: naturaleza, picnic, sol, espumante Viñamar, sabores de la zona, tranquilidad? Sinceramente nadie podría hacerlo. Es por eso que de los panoramas que tenemos en Casa Valle, el picnic es uno de nuestros favoritos, porque tiene esa acogedora vibra de volver a lo simple, como sentarse en el pasto, comer rico y descansar en un lugar realmente paradisíaco. Para este panorama, Viñamar Rosé queda perfecto para una tarde de picnic, ya sea que elijas su sabor tradicional o Zero, sus finas y estimulantes burbujas acentúan perfectamente todos los sabores que disfrutes.

    Si eres de esas personas que piensa muchísimo si tomarse unos días o no, no le des tantas vueltas, escucha a tu cuerpo, a tu mente y comienza a organizarte pidiendo tus espumantes Viñamar para llevar en https://www.labarra.cl y https://www.catadores.cl y, permítete disfrutar más. Estos escapes siempre nos hacen un poquito más feliz, ¿y a quién no?